sábado, abril 28, 2007

TURBACIÓN / DANIEL ÁVILA MONROY

Dejé que se coronara de burbujas
Dejé que fuera al baño y regresara
Para luego echarse en el lino de la litera
Pues pude haber permanecido en silencio
Con mis escalofríos. Pero al notar muy rápidamente
La respiración de sus cavidades aturdidas
Y el sueño profundo en el que estaba sumido
Tuve una certeza que no puedo explicar muy bien
Que aparece no obstante en ciertas circunstancias
Como si fuera siempre la vez primera...
No es azar jugarse las probabilidades
De que su cuerpo esté insensible

Daniel Ávila Monroy. Nació en 1984 en Lima. Cursa el segundo año de la carrera de literatura, en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos.

4 comentarios:

Mario Salazar dijo...

Bonito poema, habla de la cotidianidad de una relación de pareja, me gusta. Suerte.

MARIO

Camilo Fernández Cozman dijo...

Hola, Mario:
Efectivamente, aborda, de manera interesante, el tema de la cotidianidad de la pareja y hay un buen manejo del ritmo. Saludos.

Bz dijo...

A mí me costó un poco este poema, porque es un sentimiento de tensión constante. Un hombre esquizofrénico con problemas de abstinencia (sexo y drogas)que se ve a sí mismo y en reflejo de realidad hace un monólogo "frente al espejo".

Esa es mi lectura y me gusta así.

Te diría que sólo recuerdes la frase, que me contaste que te cautivó cuando lo escuchaste de Watanabe: "si quieres escribir, pues escribe" sólo eso Daniel...lo demás viene o no, pero no como condición.

Saludos.

Beatriz.

Anónimo dijo...

Gracias por sus comentarios. Acerca del sentido de un poema, bueno, depende del lector y no tanto de la intención del que lo escribe. Gracias por enseñarme esos sentidos, verdaderos.

D.A.M
42725518